¿Qué debes hacer para evitar los modelos piramidales?

¿Qué debes hacer para evitar los modelos piramidales?

Si en este fin de año estás pensando en invertir tu dinero en algo que te dé muchos beneficios y en poco tiempo, en los que se incluyan a muchas personas, deberías de revisar dos veces antes de hacerlo, puesto que pueden ser una estafa estos modelos que te ofrezca tantas facilidades.

 Existen esquemas que son manejados como "inversiones" que distan mucho de ofrecer beneficios para todos los involucrados y es posible que solo quieran emplear tu dinero para su propio bienestar tratando de venderte una idea engañosa.

Probablemente para este punto sabes de lo que hablamos porque alguien ya te ha invitado a formar parte de un "esquema piramidal", y te ha contado maravillas de los resultados de este modelo, pero lo mejor es que te alejes inmediatamente de esa posible inversión si es que quieres conservar intacto tu capital.

¿Qué son los modelos piramidales?

Estos esquemas de negocios te ofrecen la posibilidad de un retorno elevado de tu dinero en un lapso de tiempo relativamente corto. Lo que lo hace funcionar es el ingreso constante de nuevos inversores para cubrir los pagos de intereses de los miembros más antiguos del modelo. 

De esta forma, proyectan una imagen favorable y funcional hacia los inversionistas y hacia las futuras "víctimas", esto para enmascarar la cruda verdad de que tu dinero ya no te pertenece.

Este modelo también es conocido como "esquema Ponzi", por el estafador Carlo Ponzi, originario de Italia, quien recaudó una suma millonaria en los años 20 en Estados Unidos al estafar y despojar de sus bienes a cientos de personas.

En realidad, bajo este esquema nunca existirá un concepto de inversión, y, por ende, tu dinero ya no podrá ser recuperado, ni por ti ni por las entidades reguladoras, ya que no está regulado por ninguna autoridad. Así, a la hora de dar tu dinero, prácticamente tu inversión ya no existirá. Él o ellos la manejarán a su antojo y para su propio beneficio, y en cuanto se terminen tu dinero, entonces empezarán a buscar más víctimas.

Por eso se llama "piramidal", porque los nuevos miembros cubren las necesidades económicas de los inversores que están arriba de ellos.

Pero no todo dura para siempre, incluyendo las estafas. Al detenerse el flujo de nuevos inversores, empieza a mostrarse la verdadera cara del negocio. Es usual que cuando algún miembro del modelo piramidal necesite retirar sus fondos por determinada razón, se le puedan presentar diferentes problemas para evitar que lo haga.

Por ejemplo, tal vez el propietario dé diferentes excusas para que no se retire el dinero como: convencerlo de que ahorita no sea un buen momento para realizar la transacción, o hasta le pida aportar mínimo cinco nuevos inversores para el negocio. De igual forma, el propietario puede darse a la fuga con el dinero recaudado.

Identifica una estafa piramidal

Para que no caigas en una estafa de tal magnitud y puedas proteger debidamente tu dinero, te recomendamos identificar las señales de alerta ante un posible caso piramidal:

1. La rentabilidad está por las nubes

Te prometen que obtendrás un beneficio muy elevado de tu inversión en un periodo de tiempo mínimo. Esto te parecerá muy alto en comparación al porcentaje que el mercado ofrece, así que su estrategia es utilizar tu dinero para pagarte esos intereses y hacerte creer que el negocio va en marcha y es completamente seguro.

Cuando alguien te invita a invertir, lo primero que te  dirá es que entre más tiempo mantengas tu dinero en un fondo, mayores ganancias obtendrás. Y sí, eso es cierto, pero el peligro reside en que no notarás que este modelo en verdad está funcionando hasta el momento en que decidas retirar todo. Y por lo general, para este momento ya es muy tarde.

2. Entre más personas, mejor

Uno de los factores clave que te piden para entrar al modelo es reclutar más personas que les interese este tipo de ganancias exponenciales, entonces es momento de darse la vuelta y retirarse.

Está en claro que un negocio no funciona sin personas, pero es alarmante cuando demuestran su necesidad de buscar más "víctimas".

Si aún tienes dudas de si es un negocio confiable o no, puedes preguntarles el porqué de su gran interés en obtener más beneficiarios. 

3. Compras tu acceso al círculo

Cuando en medio de la plática motivadora surge una oferta laboral en que te incitan a comprar primero cierto producto o mercancía para ser miembro del círculo, es sinónimo de un pésimo negocio. 

Hay que tener en cuenta que estamos aportando nuestro dinero para una inversión, no para gastar. Y peor aún, si te están contratando para trabajar con ellos, no es una buena señal tener que pagarles por tu trabajo.

4. Vas a vivir en el "mundo de las maravillas"

Lo que llama más la atención de este modelo es que te llenan de promesas que convertirán tus ahorros de toda una vida de trabajo duro en un tesoro al final del arcoíris. Y si el líder de la empresa es un exitoso millonario y, a parte, te invitan a lugares de lujo como restaurantes, no olvides mantener la mente en tierra y no dejarte guiar por lo ostentoso.

Esto solo es un engaño más para que creas que muy pronto serás parte de este "mundo de las maravillas", ya que estás presenciando su éxito.

Por ello, otra de las formas en la que actualmente se conoce a este tipo de modelos son por el nombre de "estafas piramidales". Así que no te dejes influenciar por las promesas en donde multiplicarán o triplicarán tu inversión en poco tiempo.

La mejor opción para invertir

Después de conocer los modelos piramidales, te darás cuenta de que la mejor opción cuando quieres hacer una inversión segura es un banco. ¿Por qué? Los bancos son instituciones financieras bien establecidas, formales y reguladas por las autoridades del país. Así que puedes estar tranquilo al pensar que tu dinero está protegido y no se desvanecerá.

Entonces, antes de colocar tu dinero en un lugar dudoso y que te prometa un sinfín de ganancias, es ideal informarte, pensar detenidamente y evitar los modelos piramidales.